RSS

Qué hacer cuando la gente no está dispuesta a colaborar

23 Dic

La organización no debe adaptarse a un Sistema de gestión impuesto y rígido que dificulte el trabajo diario, sino que se trata de ir adaptando el Sistema a nuestra organización para que todos nos sintamos parte de él.

Qué hacer cuando la gente no está dispuesta a colaborar

Para la implantación de un Sistema de gestión se necesita la colaboración de todas las partes implicadas

La implantación y mantenimiento de un Sistema de gestión en una organización es función y responsabilidad de todas las personas que trabajan en la misma. Sin la colaboración de todos no será posible que llegue a buen término.

La responsabilidad principal recae sobre la Dirección, que deberá realizar una buena comunicación a todo el personal para hacerles partícipes de esta tarea, pero ¿qué ocurre cuando los trabajadores se muestran reacios a colaborar?.

Por normal general, los trabajadores no ven con muy buenos ojos estos temas que para ellos son “ajenos” a Producción, porque les suele implicar un trabajo adicional que no están dispuestos a realizar porque no ven beneficio a corto plazo ni beneficios personales en su nómina.

Es frecuente que te asalten con peguntas del tipo ¿por qué esto ahora hay que hacerlo así si llevamos 25 años haciéndolo de otra forma y nunca ha habido problemas?, ¿por qué tengo que rellenar ahora tantos papeles?, ¿de dónde saco tiempo para rellenar los papeles que me ordena el Responsable del Sistema si detrás viene el Encargado del taller a controlar los tiempos y no llego a todo?, ¿y qué saco yo a cambio de mi tiempo rellenando estos registros absurdos que solo sirven cuando viene el auditor?, ¿me va a pagar más el jefe por este trabajo extra?.

Cuando uno intenta implantar un Sistema de gestión en una organización y se enfrenta a preguntas de este estilo por parte del resto de trabajadores se desespera porque ve poco o nulo interés por parte de sus compañeros respecto a su trabajo. Como el de Calidad a simple vista no produce…

En la solución a este problema intervienen varios factores, por un lado la implicación de la Dirección que debe hacer llegar el mensaje de los beneficios de un Sistema de gestión a todos sus trabajadores mediante charlas de sensibilización y la definición de unas adecuadas Políticas bien explicadas a toda la organización con el compromiso primero de la Dirección.

Por otro lado, debe conseguir que sus mandos intermedios se impliquen también para ir haciendo llegar el mensaje a todos los niveles. Será responsabilidad del mando intermedio entender que la recogida de datos por parte de los operarios es importante para el funcionamiento de toda la organización y que debe incluir en la gestión de su trabajo el tiempo necesario para ello. Si todos colaboramos, todos salimos beneficiados.

Por último, desde el Responsable del Sistema de gestión, se debe facilitar la sistemática a utilizar para dicha recogida de datos, teniendo en cuenta la amplia diversidad de trabajadores que puede haber en la organización (de edad avanzada, de distintas nacionalidades, etc.). El trabajador final que debe recoger la información, debe tener claro qué es lo que debe recoger mediante unas Pautas de control claras y precisas donde se incluya toda la información que vaya a necesitar: herramientas necesarias, periodicidad de las mediciones, formatos de recogida de los datos, sistemática a seguir, etc. Para la elaboración de estas Pautas de control, es recomendable haberles tenido en cuenta, esto ayudará a que se sientan integrados y parte del sistema y no lo vean como un trabajo añadido que se les impone desde arriba, sino como algo en lo que ellos han colaborado.

Es un trabajo arduo, pero si yo, como Responsable del Sistema de gestión, tengo en cuenta que a una persona de edad avanzada el tema de andar escribiendo le cuesta, puedo facilitarle el trabajo dándole toda la información en el formato del registro a utilizar y que él solo tenga que poner cruces en las casillas correspondientes, o que si a una persona de otra nacionalidad le cuesta entender el idioma, puedo facilitarle el trabajo mediante la utilización de pictogramas normalizados de fácil comprensión.

En resumen, no se trata de que la organización se adapte a un Sistema de gestión impuesto y rígido que lo único que genera es burocracia difícil de digerir por todos y que dificulta el trabajo diario, sino que podemos ir adaptando el Sistema a nuestra organización concreta para que todos nos sintamos parte de él y para ello es importante tener en cuenta las sugerencias que todos podamos aportar en la realización de nuestro trabajo.

* Imagen extraída de: http://office.microsoft.com

¿Se os ocurren más ideas para fomentar la colaboración de los trabajadores en la implantación y/o mantenimiento de vuestros Sistemas de gestión?. Espero vuestras sugerencias y/o comentarios en el blog o bien en Facebook y/o Twitter.

Anuncios
 
6 comentarios

Publicado por en 23 diciembre 2011 en Calidad, Medioambiente, PRL

 

Etiquetas: ,

6 Respuestas a “Qué hacer cuando la gente no está dispuesta a colaborar

  1. Ignacio Chamorro.

    8 agosto 2012 at 17:28

    Muy interesante sus apuntes amiga Natalia,FELICITACIONES….!

     
    • Natalia

      9 agosto 2012 at 08:43

      Muchas gracias Ignacio por tu valoración, me alegro de que te guste, espero que te sirva de ayuda en tu trabajo.

      Eskerrik asko.

      Un saludo.

       
  2. Alejandro Tejada

    14 octubre 2012 at 16:02

    Natalia me biene muy bien tu aporte, ya uqe estoy en medio de una difisil tarea, como implementar un SGC y no morir en el intento. Gracias por lo expuesto

     
    • Natalia

      24 octubre 2012 at 11:11

      Me alegro mucho de que te sirva, Alejandro. Se pueden hacer muchas otras cosas. Si se te ocurre alguna otra, no dudes en compartirla.

      Eskerrik asko. Gracias.

      Un saludo.

       
  3. latoffy

    14 abril 2015 at 19:50

    hola natalia…si tienes razon pero sin embargo si el trabajador pone resistencia al cambio que se podria hacer?

     
    • Natalia

      15 julio 2015 at 16:52

      ¡Hola!

      Pues a decir verdad, esta situación desgraciadamente siempre aparece. En general los trabajadores los cambios no los reciben a primera vista de muy buena gana y es una tarea ardua por parte del Responsable del Sistema de gestión convencerles de las ventajas que se pueden obtener.

      Si uno o varios trabajadores ponen resistencia al cambio habrá que trabajar sobre este aspecto. Como comento en el artículo habrá que buscar soluciones que les faciliten las nuevas tareas que el Sistema de gestión pueda obligarles a llevar a cabo, acercando éste en la medida de lo posible a las características personales de cada uno, de manera que no lo vean como una imposición que les llega de la Dirección sino como algo positivo en beneficio de todos.

      Y para los casos más difíciles habrá que hacer hincapié en la formación e información. Ante el desconocimiento de algo, siempre se tiende a oponer resistencia. En cambio, cuando a uno se le hace partícipe de ello formándole e informándole y en este caso se siente parte del Sistema de gestión, es más fácil involucrarse y deja de ir en contra.

      Es una tarea difícil que necesita de mucha paciencia. A veces es un poco desesperante, pero a la larga casi siempre se consiguen resultados positivos.

      Espero que no sea tu caso, pero en caso de ser así, espero que me informes de tus avances.

      Un saludo.

       

¿Y tú qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: